Facebook no es como es, es como tú eres

post1

Lo sé, hay mil millones de personas que me dicen que facebook es el demonio. Que no ahí no hay intimidad, que me espían, que mira qué cantidad de mala gente, si no directamente criminales.
Hace ya tiempo que me di cuenta de que los mismos que despotrican de Facebook son los que se quejan todo el rato de lo cutre que es la tele, lo pesados que son sus vecinos, las madres del colegio, en fin.

Es como el cuento aquel de un discípulo de buda que iba caminando y a la entrada de un pueblo se encontró con un pastor descansando a la sombra de un árbol. Al preguntarle que cómo era la gente de ese pueblo, el pastor le contestó con otra
pregunta; ¿Como era la gente del pueblo de dónde venía el caminante? Este le dijo que eran gente amable, abierta, alegre, que siempre estaban dispuestos a echar una mano a los demás, que les gustaba contar historias graciosas. Ah! ¡Pues igual que la gente de este pueblo! le dijo entonces el pastor. Y el viajero emprendió camino contento.

Al rato, pasó por allí otro caminante que se dirigía al pueblo. Al encontrar al pastor bajo el castaño, le preguntó que cómo eran los habitantes del pueblo. El pastor, al igual que lo había hecho antes, le contestó preguntándole por cómo eran las personas de donde venía el viajero. “ Son antipáticos, cerrados, enfurruñados, egoístas, nunca parecían dispuestos a ayudar a nadie”. Ah! ¡ Pues igual que la gente de este pueblo!

Te espero en los comentarios, para que me cuentes cómo es la gente de tu pueblo 😉

O en lo que te propongas. Miles de webs en internet dando consejos técnicos sobre a qué hora es mejor publicar en facebook, herramientas para medir si te pasas del 20 % de texto en una imagen para promocionar en la red.
Antes de todo eso, antes de nada, para un momento en plan mindfulness.
Antes de nada y antes de estar en facebook pregúntate saber para qué quieres estar. Después ya vendrá el cómo. Muy poquito después, no te preocupes.

post2

Antes yo también era demasiado perfeccionista y lo que me pasaba es que nunca estaba satisfecha y se quedaban tantas cosas sin hacer o a medias, porque no eran lo suficientemente buenas. ¿Suficientemente buenas, para quién? Da igual si haces de muñecos de trapo, o realizas servicios de catering, siempre siempre habrá alguien que lo hace mejor, muñecos más achuchables, o platos más sofisticados. No te compares. Eso solo te hará sentir pequeña y frustrada.
En todo caso, compárate contigo hace un par de años. Ah! la cosa cambia, eh? Pues eso, seas como seas, hagas lo que hagas, hay personas ahí fuera esperando conocerte porque tus muñecos tienen el punto justo de achuchabilidad y tus platos son perfectos para ellos. Créetelo, porque es verdad.

Si facebook es como la vida misma, pero a lo bestia en plan exponencial, con gente buena buenísima, y mala malísima, los ingredientes que hay que echarle son los mismos que te aconsejaría tu mejor amiga.
Sé auténtica, porque se nota, cuando escribes desde el corazón. Porque cuando lo que haces, escribes y piensas está alineado, estás en paz contigo, te sientes bien. Todo es más fácil. Y resultas más atractiva para los demás. Al menos para los que quieres serlo. ¿ De qué te sirve impostar algo que no eres para gustar a alguien que no te gusta? ¿ No es de locos?
Confía. En tí, que ya sabes que tu intuición te guía por el buen camino. En los demás. Eso de “piensa mal y acertarás”, es muy antiguo, ay! amiga. ¿ No es más normal pensar que los demás son personas como tú, y que actúan contigo como lo harías tu con ellas?

Antes de estrategias y SEOs,

Sé auténtica y confía.

Te espero en los comentarios para que me digas “¡hola!” o “mira, pasaba por aquí…”

  • Roser Farràs Prat - Una forta abraçada Maite, tot un descobriment avui 😉
    Autenticitat i confiança… bons ingredients per Ser i Créixer!!! 🙂ReplyCancel

    • MaiteOrtega - Gràcies, Roser!
      Quina sorpresa, veure’t per aquí!
      Els ingredients que són bons, servixen per a totes les coses, sí 🙂ReplyCancel

  • narda larrama collette - Me ha encantado la simpleza con la que hablas, es verdad cada consejo dado…gracias por recordarme porque hago lo que hago y desde donde quiero hacerlo.ReplyCancel

    • MaiteOrtega - Narda,
      es importante saber porqué hacemos lo que hacemos y desde dónde, como tú dices, aunque sea ir más despacio de lo que nos gustaría a veces. Para las cosas hechas con amor, no hay atajos.
      Un abrazo 🙂ReplyCancel

  • Natalia - Hola! Fan tuyo de haceeeee…. la tira! Gracias linda!ReplyCancel